jueves, 6 de diciembre de 2012

Desvelo



Hoy el viento está fuerte
nunca se ve el sonido de la botella  cerrada,
alambrada al campo
confetin por el suelo
revolotean jilguerillos
levantando ruedas de plomo a peso de fibra.

Sobran explicaciones
no se cargan mochilas de trincheras,
esperando el autobús pasó un romántico tranvía
tiró las llaves del auto se puso alas
escalera de colores
deseos.

Sí , una mil veces las que sean
con los ojos bien abiertos
me importa,
lo que siente lo que piensa,
no explotes con los ojos cerrados
que me matas.