viernes, 13 de enero de 2012

Quemado a plata y píxel

el pobre quemado
con la plata de antaño
y tú a esperar
realidad contrahecha
puro escuálido natal
no adquirido
sin el bótox amañando
el retrato sin adorno
fijador baños de paro
ojo vidrioso de sueños
desengaño
nariz aguileña olfato avispado
historia proyectada en gris
de nunca te cuentan
sombra negra de la rabia
siempre presente
buen  abrazo de rebeldes
olvidados

se acabaron los misterios
los píxeles son el oro
de amarillos poseídos
que instantánea con su chicle
muévase la conveniencia
quita el fuego de adoquines
las playas al DVD
borra el gato no te arañe
la conciencia
que retrato en quita miedo
pasaporte a ningún sitio
aligérale el pescuezo
se avergüencen de los años
suavízale el pómulo
da protesta y no conviene
que a contra luz tan marcado
demos sensación de un cielo
vaya sombras
que se apague ese grupito
que parezca que son cinco
y esas luces de relleno
de lo que no te conviene
en encuadre borra al cuarto
que no se vea que te exige

qué opinas del primer plano
eran cinco ya son cuatro
el primero dice paz
el segundo dice cuando
el tercero mira al cielo
el cuarto ya se ha quitado
decía basta el sujeto
el quinto nos dice ahora